Para todos

Consejos para afrontar una lesión deportiva

No importa si eres deportista por competición o simplemente por pasión, si vives el deporte como una de las actividades más preciadas de tu vida y sufres una lesión deportiva que te deja en el banquillo durante semanas  o incluso meses, es importante que sepas cómo reponerte de este duro bache tanto física como mentalmente. Esto lo puedes conseguir tanto con tus sesiones de fisioterapia, con tratamientos de coxarthrum y con los consejos que te damos en este post.  

Tipos de lesiones deportivas hay

Lo primero que debes saber es saber catalogar correctamente tu lesión deportiva. Aquí recogemos algunas de las causas más frecuentes:

  •         Entrenamiento no adecuado (no calentar, no estirar…).
  •         Sobreentrenar y forzar a nuestro cuerpo por encima de sus capacidades.
  •         Malos gestos y malas técnicas repetidas de forma continuada.
  •         Llevar calzado deportivo poco adecuado para nuestra pisada o de mala calidad.
  •         No llevar el equipo de protección necesario.

Y aquí te explicamos los tipos de lesión deportiva más habituales:

  •         Lesión por traumatismo agudo. Se produce por un golpe o por la presión de fuerza y se manifiesta en fracturas, distensiones, esguinces, contusiones y cortes.
  •         Lesión por sobrecarga o lesión crónica: Estas lesiones son fracturas por sobreuso y tendinitis. Si no se tratan de forma adecuada, empeoran con el tiempo.

5 pasos para superar tu lesión

1.-Acepta la situación. Si padeces una dolencia repetida (lesión crónica) o has sufrido un traumatismo, aplica cuidados básicos como aplicación de hielo o antiflamatorios  y acude al médico. No ir a consulta por miedo a verte obligado a detener tu vida deportiva durante un tiempo no servirá de nada.

2.-Hacer reposo. Seguramente tendrás que hacer reposo y detener tu actividad durante unos pocos días. Es un precio muy pequeño a pagar teniendo en cuenta que el premio es librarse de una lesión irreversible.

3.-Sigue el tratamiento.  Acude a rehabilitación con un fisioterapia , haz los ejercicios que te ordene y sigue el tratamiento que te haya prescrito el especialista.

4.-Mantén el ánimo. Es posible que te sientas deprimido, pero piensa que son muchos los deportistas que sufren importante lesiones y continúan con su carrera deportiva. Siempre es posible recuperarse incluso volver con rapidez a tu nivel de rendimiento. También puedes acudir a psicólogos deportivos que te ayuden a superar este bache.

5.-Aprende. Estudia las causas que han provocado a esa situación. ¿Qué podrías haber cambiado? ¿De qué otra forma te podrías volver a lesionar? La mejor prevención es la información y el manejo de la técnica adecuada para tu disciplina.

Si sigues estos consejos, la lesión deportiva no tiene por qué suponer un punto final en tu actividad. Lejos de ello, siempre puedes salir fortalecido y mejorar tus técnicas para llegar hasta donde nunca antes habías llegado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *